Un poco de mi

Mi foto
Maga Blanca
Muchas cosas han pasado, desde la ultima vez qie escribi algo, y es que, ser la oveja negra de la familia no es tan facil como los demas piensan. Soy esa chica que a simple vista es despreciable, pero que si llegan a conocer, la amaran con todas sus fuerzas.
Ver todo mi perfil

Gana Dinero con tu Blog

Gana Dinero con tu Blog
Al igual que yo ya estoy ganando

miércoles, 25 de agosto de 2010

Rata Hedionda

- Mi vida, a quien diste mi correo electrónico?
- A nadie amor… ¿por que daría tu correo a alguien?
- Es que… me llego un correo bien raro…
- ¿Que dice el correo?
- Bueno… habla de unos chicos, que estuviste con los dos al mismo tiempo..
- Como sabes que habla de mi?
- Por que están los nombres…
- Fantástico…
- Que pasa? Te molesta algo?
- No, por que estaría molesta? Yo no estoy molesta! Por que me molestaría?
- Si te molestaste…
- Como sabes? Te estoy diciendo que no estoy molesta…
- Si lo estas, mira Gianina, cuando te molestas tu voz se pone supersónica como ahora…
- Es que… no puedo creer que una rata se este pudriendo…
- De que hablas?
- Recuerdas que te conté que cuando tenia 17 años había convivido con alguien
- Si
- Pues cuando terminamos el me juro que no permitiría que yo saliera con alguien mas… que se encargaría de podrir todas las relaciones con quien quiera que yo salga
- No puedo creer que haya alguien tan maricon como para hacer eso… te imaginas Gianina, pasarse la vida jodiendo a alguien solo por que lo dejaste… con que clase de imbéciles te cruzas?
- Para que veas…
- Y que haras?
- Yo? Nada… que puedo hacer?
- Gianina me llego un mensaje bastante raro… a quien le diste mi correo?
- Mi vida… yo soy una celosa enfermiza, crees que me daría el lujo de dar tu correo a alguien para que puedas ligar con esa persona? Estas loco verdad?
- Bueno de algún lugar debió sacar mi correo…
- Que dirección es?
- Cual dirección?
- Para que te llegue un mensaje debe haber un msn dirección de correo electrónico…
- Si… déjame ver… elvengadoroscuro@...
- Jajajaja
- Que pasa?
- Ya se quien es la rata que se pudre…
- En serio? Conoces ese correo?
- No, Pero solo hay una persona lo suficientemente ridícula como para crearse un correo asi…
- Vaya… tanto asi te odia?
- Bueno… los problemas fueron muchos… me di cuenta que no quería pasar el resto de mi vida con el…
- Por que?
- Muchas razones, me puedo pasar el dia haciéndote una lista…
- Empieza…
- Bueno para empezar que no quería estudiar, no tenia ambiciones y para colmo renegaba de que yo estudiara…
- Uy… que mas?
- Luego… no se… a veces surgian problemas con un pata… y cuando yo le decia a el… bueno una espera que su pareja lo defienda… lo que el me decia era “yo no tengo por que hacer nada, alguien ya le dara su merecido” y bueno… no se… que esperaba el? Que un tarado vaya y se vengue por el?que alguien mas haga lo que el deberia hacer? No pues… eso no es de hombres…
- Vaya… si que te metias con cada tarado…
- No hablo de varios sino de uno…
- Que mas?
- No se… no me gusta recordarlo… ya ni siquiera recuerdo su cara…
- Vaya… bueno… ya sabes que me importa un mendigo carajo quien puta hayan sido los perdedores muertos de hambre con los que te gustaba salir
- Jaja
- Y como te digo, que si tiene tanta seguridad que me lo demuestre y le pagare 1000 soles, por sus servicios, termino contigo y de paso me ahorro un dolor de cabeza…
- Si ya se que eres bastante drastico… pero no podra darte mucha informacion, ya que el esta en argentina y lo que te esta diciendo lo hice cuando tenia 17 o 18 años, en ese tiempo yo no sabia de tu existencia, no sabia quien michi eras y solo eras un contacto de mi correo con quien no me importaba conversar…
- En fin…
- Que haras si me encuentras santa?
- Que?
- Que si me encuentras libre de polvo y paja…
- Pues sigo contigo, me caso contigo, tengo una hija contigo…
- Por favor… por que mejor no me das ese dinero para comprarme lo que me de la gana?
- Jajaja, mira nena, si te encuentra culpable terminamos, si no… seguimos, me saldra mas barato pagarle al tarado ese que mantenerte…
- Gracias por decirme que soy tan mala opcion…
- No es eso nena, sino que creo que eres +- decente y si me entero de lo contrario pues adios…
- Ya te dijeron lo contrario…
- No me guio de los chismes sino de las pruebas…
- Si no encuentra pruebas contra ti… pues bien…
- Si las encuentra, pues ya sabes Gianina…
- Tenias que ser abogado…
- Un profesional mas para tu lista?
- Quiza… desearia que seas el ultimo, ya recuerdo por que me agradas tanto…
- Facil Gianina, si tu amigo es inteligente y quiere dinero, te seguira para culparte, si eres habil, sabras quien es el idiota ese si no… dejaras que te pesque portandote mal y a volar!
- Que aburrido… se cansara de seguirme… no encontrara nada… quisiera decir lo contrario… pero esa es la verdad, si esperas que te sea infiel es algo que no hallaras en mi…
- Le fuiste infiel a el
- Era una excusa para terminar, le habia dicho que ya no queria estar con el, que me aburri, que mejor nos vayamos cada uno por nuestro lado y se nego, no quiso… tuve que buscar razones contundentes para que la relacion acabara… por eso hice todo ese rollo para que se de cuenta de que soy podrida y no tiene futuro conmigo…
- No importa nena, a mi me gustas como eres…
- Me gustas mas cuando pareces mas podrido que yo, cuando estoy segura de que eres peor que yo, que hiciste cosas peores, que a tu lado soy una mansa paloma…
- Vaya… no importa pagarle a ese tarado me resultara mas barato que mantenerte…
- No encontrara nada te aviso de antemano…
- Ya veremos…
- Ya lo veras!!

Ya se por que termine contigo… por que eres un cobarde, nunca pudiste enfrentarte contra tu igual… pero si contra alguien mas debil que tu, una mujer… no claro que las mujeres no se pueden defender mucho cuando alguien las acosa, pero tu… rata inmunda se que seguiras jodiendome, se que seguiras ahí botanto tu olor fétido cerca de mi, pero sabes que, me encargare de sacarte de mi casa... el hecho de que seas un perdedor y fracasado no significa que puedas andar por ahí jodiendo a los demas… yo, esta fragil mujer, te dara tu merecido… me conoces, sabes lo que puedo hacer… sabes lo que voy a hacer… no soy tan fragil como me muestro, tengo mis cartas y las juego muy bien.

viernes, 6 de agosto de 2010

Inocencia Perdida

*Esta es una historia real, los datos fueron alterados para proteger la privacidad ajena*

- Hola Gianina
- Hola cristina, podemos empezar?
- Claro – sonriendo vagamente – ya me siento lista
- Te noto insegura, si deseas podemos dejarlo para otro momento
- No – alzando la voz – Gianina, quiero que los demás lo sepan…
- Esta bien – bajando la mirada – puedes empezar diciendo tus datos actuales luego la historia que me contaras
- Si…

Hola, mi nombre es Cristina López Ortiz, tengo 24 años, me dedico al trabajo mas antiguo del mundo, yo no quería serlo, pero la situación, lo sucedido… lo que les voy a contar es muy delicado, me sucedió a los 10 años, confió en que Gianina hará un bueno uso de esto, quiero que todos lo sepan pues no quiero que le suceda a otra persona lo mismo.
Tenia 8 años, en ese entonces estudiaba en un colegio estatal de la zona, nos habían enseñado a cuidar de nosotros mismos, como niños que éramos… recibíamos una educación básica muy buena en el colegio.

Yo vivía con mi madre soltera que vendía pollo en el mercado Belén y mi hermano mayor Esteban, que en ese entonces tenia 16 años, a mi me gustaba salir a jugar con mis amigas salta soga y pis pis, a veces, cuando alguien tenia pelota jugábamos vóley o también bata o mata gente…
Un día sucedió lo que tenia que suceder, mi madre se reunió con un señor, Pedro se llamaba, 7 años mayor que ella, Pedro era Albañil, entonces mi mama dejo de trabajar para dedicarse a la casa…

Al principio mi nuevo papá era bueno, al menos eso creía yo, me traía dulces todas las tardes, a veces una galleta y me decía “Dale un beso a papá” yo me acercaba y le daba suavemente un beso en la mejilla, entonces el me entregaba el premio, revisaba mis cuadernos y me ayudaba con las tareas…
Yo quería mucho a mi nuevo papá, no era la mejor hija ni la más obediente, pero al menos era una figura de lo que necesitaba para crecer con “normalidad”…

El tiempo paso, un año muy bueno, cumplí 9 años entonces una noche escuche a mi mama llorando, no le preste importancia al asunto, por que a veces ella lloraba por gusto, al día siguiente escuche a mi mamá discutir con mi “papá” me asuste mucho, Esteban, mi hermano me agarro y me escondió en su cuarto, yo lloraba muy fuerte y el me decía que me callara pues podían venir a pegarnos, eso nunca sucedió…

Cuando desperté al día siguiente (un fin de semana) pude ver un lado de la cara de mi mamá hinchada, había peleado con papá, a el no lo vi, recuerdo que ese día mi mama hizo plátano ahumado para comer y nada mas, mi papá no había dejado nada para la comida…

Mientras pasaba el tiempo papá llegaba mas tarde a casa, llegaba tomado y oliendo muy feo, discutía con mamá, ella le reclamaba el dinero para el diario y él la golpeaba mas fuerte cada vez…

Mis notas del colegio habían bajado, el panorama de mi casa me deprimía mucho… un día mi papá vino muy furioso y golpeo tanto a mama que la tuvieron que llevar de emergencia al hospital, entonces mamá denuncio a papá por maltrato físico y ella gano…

Papá y mamá se separaron y ella tuvo que salir a vender pollo en el mercado nuevamente, entonces cumplí 10 años, ese año, todas las mañanas iba al mercado con mi mama para ayudarle y estudiaba en las tardes…

En el mercado conocí a un señor que vendía toda clase de verduras, se hizo amigo de mi mamá y se ofreció a ayudarme con las tareas escolares, en ese entonces mi hermano Esteban trabajaba como Vendedor de Periódicos, Julio, como se llamaba el señor era muy amable conmigo, le había tomado cariño, todas las mañanas cuando iba con mi mama al mercado llevaba mis cuadernos y el me ayudaba con las tareas escolares, si hacia bien mis tareas el me regalaba un helado de vainilla, a mi me encantaba el helado así que estudiaba mucho para que me comprara mi helado todos los días…

Un día, mi mamá se enfermo, entonces el señor Julio iba a casa a visitarnos de vez en cuando para ver como estábamos, el me recogía del colegio todas las tardes y me llevaba a casa, me servía la comida y me ayudaba con las tareas… mi hermano regresaba momentos después y el se iba…

Sucedió que mi mamita se puso muy mal, la tuvieron que llevar al hospital de emergencia, entonces me quede solita con mi hermano esteban… el iba a vender periódicos en las mañanas y en las tardes trabajaba de lustrín en una plaza el señor Julio seguía recogiéndome del colegio y ayudándome con las tareas, ya casi acababa el año…

Una tarde yo no tenia clases, me quede en mi casa y apareció el señor Julio en mi casa, como yo lo quería mucho lo deje entrar…
Estuvimos conversando un rato y me dijo que le alcanzara un poco de agua, yo fui a la cocina para sacar el agua del balde pero me caí y me moje, el señor Julio se acerco me saco la ropa diciendo que me podía resfriar, me senté en mi cama y el me miro raro… miro a la calle como buscando a alguien y me pregunto que a que hora llegaba mi hermano, y le dije que en 1 hora mas… se sentó a mi lado acariciándome el cabello y me puse un poco nerviosa diciéndole que quiero ponerme mi ropa, el se rio diciendo que me veía bien así desnuda…

Se saco el polo dejándome ver su cuerpo velludo y yo me quise bajar de la cama, le dije que quería que se vaya, el me sujeto del brazo muy fuertemente diciendo que “nos vamos a divertir” me quise soltar pero el me empujo a la cama y se echo encima mío, besándome la boca y el cuello, se bajo el pantalón…

- Cristina si deseas lo dejamos ahí – dije pues había empezado a llorar
- No, te seguiré contando – secándose las lagrimas – quiero haces esto
- Esta bien - suspiro

Me dolía mucho, el se movía y yo gritaba desesperada, lloraba, me dolía, no soportaba el dolor entre mis piernas, fue horrible, en un momento se movió mas rápido y derramo dentro de mi, se detuvo muy cansado yo seguía llorando, el se puso su ropa y se fue, yo me quede, estaba manchada con mucha sangre, me tocaba mi cosita y era muy doloroso, lloraba, mi cama estaba toda manchada de sangre, me dormí…

Al día siguiente mi hermano no estaba en casa, creo que esa noche no había regresado, me seguía doliendo mi cosita, y mi cama manchada con mi sangre la lave como pude…
Comí lo que encontré en la cocina, arroz del día anterior, no fui al colegio…
Mi hermano regreso ese día trayéndome comida, no le dije nada, miro mi sabana mal lavada pero no dijo nada, me indico que guardara un poco para la noche y se fue nuevamente…
Días después me entere que mi mama murió, me quede sola con mi hermano, el y el señor Julio eran muy amigos, yo lo odiaba… no quería acercarme a el, le tenia miedo, mi hermano me dejaba bajo su cuidado mientras el iba a trabajar, la escena se repetía, mi hermano nunca se entero de lo que sucedía, nunca sabia nada… yo nunca le dije nada, el desgraciado señor Julio se aprovechaba de mi silencio y seguía violentándome… pasaron 2 años en esa situación, yo había dejado el colegio, trabajaba vendiendo dulces en la calle para ayudar a mi hermano con la comida y algunos gastos, yo seguía teniéndole miedo al desgraciado ese…

Un día no aguante mas, le conté todo lo que el desgraciado ese me hacia cuando el no estaba y no me creyó, al contrario me culpo de mentirosa y me golpeo…
Fue y le pregunto al señor Julio si era verdad, que tal defensa de su parte, el se rio diciendo que yo era una niña muy mañosa y que lo seducía a diario…
Mi hermano se enfureció conmigo…

Paso el tiempo, conocí a Juan, o Juana… un joven de 20 años… para ese entonces yo me iba a las discotecas muy seguido, había probado cerveza y fumaba, tenia 16 años en ese entonces, el desgraciado ese seguía aprovechándose de mi, pero a mi ya no me dolía tanto como al principio, tampoco me molestaba tanto…
Juan se dedicaba a “contactar bailarinas”, le conté mi situación y el también me conto su triste vida, entonces me dijo que no trabajaba contactando bailarinas, sino que se dedicaba a buscar chicas para que trabajen como Damas de Compañía… me explico como era el asunto yo me moleste al principio, pero el me convenció diciéndome que tendría una casa donde quedarme, ya no tendría que soportar al desgraciado ese y que me iban a pagar por acompañar a esos hombres y me ganaría buena plata…
Lo pensé muchas veces, la idea no salía de mi cabeza, entonces acepte…
No tenia nada que perder, me escape de mi casa y Juan me llevo a una casa donde habían muchas chicas semidesnudas y cada una tenia un cuarto en la casa, me llevo a un cuarto de atrás donde encontré maquillaje y un poco de ropas menudas, me dijo que me vistiera con eso, me explico las reglas de la casa y yo acepte todas las condiciones… desde ese día no volví a ver a mi hermano, tampoco al desgraciado ese… me dedico a esto y me siento muy bien, tengo lo que necesito no me falta nada…

Habría querido algo más para mí, quería estudiar enfermería en la universidad, quería ser alguien en esta vida… pero no fue así… por culpa de ese desgraciado que me jodió la vida…

- Cristina, quisieras decirles algo a todas las personas que van a leer esto? – pregunte dando por terminada su historia
- Si gata – sonriendo vagamente – quiero decirles a todas las chicas que no se dejen – se le corta la voz – que le digan a alguien lo que les pasa, que no dejen que ningún desgraciado se aproveche de ellas, que vayan con alguien de confianza y le cuenten lo que les pasa… defiéndanse, no dejen que nadie se aproveche de ustedes, si no acusan al desgraciado que las lastima el ira y hará lo mismo a otra persona que como yo podría malograrse su vida – llorando
- Lo siento mucho – dije tratando de consolarla – si deseas no publico nada de esto
- No te preocupes gata, quiero que lo hagas, no quiero que esto le suceda a otras personas…
- Pero seguirá sucediendo…
- Cuando lo publicaras
- Pronto, yo te aviso
- Gracias por esto gata, no sabes cuanto te lo agradezco
- Gracias a ti por compartirme tus sentimientos y emociones, sin ti no podría escribirlo
- Lo se… ¿quieres comer un helado?
- Ya! Que sea de chocolate – sonreí
- Yo quiero de vainilla ja
Salimos de la casa y nos dirigimos a la tienda de las esquina compramos un par de helados y conversamos de algunos temas de nuestro interés.

Agradecimiento especial.

El nivel de violaciones a menores va creciendo cada día, el nivel de menores de edad que se prostituyen también crece, esta en nuestras manos poder detener esta situación tan critica, si todos tomáramos conciencia de las cosas que suceden a nuestro alrededor si estaríamos mas dispuestos a colaborar, estaríamos ayudando a que esta situación disminuya y la situación mejore…
Claro que personas malintencionadas nunca van a faltar en este mundo, pero escuchar lo que tiene que decir un niño, quizá pueda cambiar un poco las cosas, esta en nuestras manos detener estas cosas.

Gianina Rojas
Hija de la Noche
Dama Oscura

Quiza quieras leer

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

PROHIBIDO COPIAR

trucos blogger